domingo, 18 de mayo de 2014

Guerra sucia

El sábado 17 de mayo, ayer, Hernando Gómez Buendía mostró la campaña presidencial del 2014 como una guerra sucia, como una "guerra mafiosa" entre el presidente actual y el anterior. Y la mostró, además, como una continuación de los métodos usados contra la fórmula Mockus-Fajardo en la del 2010.

A Gómez Buendía, tal vez por pudor o falta de espacio, le quedó por decir lo que se está llevando de calle la campaña actual: las libertades básicas. Aquí nadie se ruboriza por el uso a escala industrial del espionaje organizado desde el gobierno contra las campañas políticas, ni de la censura de los medios a los columnistas disidentes. Pobre Voltaire con aquello de "no comparto tu opinión, pero daría mi vida por defender tu derecho a expresarla".

Resulta curioso que a los predicadores de la corrección política, los abanderados de las buenas maneras, no les resulte extraño llamarnos a votar por Santos.

Para leer a Gómez Buendía: http://www.elespectador.com/opinion/guerra-sucia-columna-492879

No hay comentarios: